Ir al contenido principal

Inspiración arguediana


Cantautor ayacuchano Julio Humala Lema presenta CD Canto Quechua, donde reúne cinco  recopilaciones hechas por Arguedas,a las que ha agregado  nueva instrumentación. (Publicado el viernes 02 de marzo de 2012 en el diario oficial El Peruano).

Texto y fotos: José Vadillo Vila
Tradicional y moderno. Humala es guitarrista, cantautor, charanguista y promotor cultural.

En la portada de Canto quechua, creada por el pintor cajamarquino Ever Arrascue, el amauta José María Arguedas (1911-1969) y el guitarrista Julio Humala Lema parecen tocar y cantar a dúo. Sintetiza así el espíritu del álbum. 

Canto quechua tiene 12 canciones, cuenta con la traducción al castellano del estudioso Leo Casas y la presentación del antropólogo Rodrigo Montoya.

“Se han dado muchos homenajes a Arguedas el año pasado, pero se descuidó en el plano musical para él, que tanto amó y aportó por la música tradicional peruana. Es un campo que no podía dejarse de lado”, explica el músico del sur de Ayacucho.

NUEVAS VERSIONES
Humala Lema ha tomado cinco famosas canciones quechuas que Arguedas recopiló y grabó a capela, con su timbre agudo, utilizando una grabadora de campo, y que son bastante conocidos.

El aporte del guitarrista ayacuchano ha sido arriesgar en los arreglos. Ha incluido diversos instrumentos, inclusive una percusión, “pero sin perder el acento de lo tradicional”. “Y hemos mantenido la forma de cantar de los hombres del campo, como pediría Arguedas”, explica Julio, quien también integró el famoso dúo José María Arguedas con su hermano Walter.

También se incluye un fragmento del famoso himno “A nuestro padre creador Tupac Amaru”, que dejó el escritor andahuaylino y que cobra nuevas fuerzas en la voz de Ricardo Elías Roselló.

Humala considera que el mundo tradicional andino continúa en ebullición, y hay melodías, géneros y ritmos que rescatar de cada pueblo y comunidad. En Canto quechua ha incluído melodías costumbristas como el “Harawi de siembre de papa”, de Andahuaylash, recopilación de Isaac Vivanco Tarco; o el “Wasichakuy”, un tema costumbrista del techado de casa de Coracora.  

En muchas de las canciones, Humala es acompañado por músicos como el violinista indígena Chimango Lares que le impregna “el sabor a tierra adentro” en el álbum.

Julio Humala recién hace la presentación oficial del álbum, pero es un disco que ya fue presentado en mayo pasado en México, en un congreso sobre Arguedas, donde fue sometido al escrutinio de investigadores europeos, argentinos, mexicanos y peruanos, donde recibió buenas críticas.

CONCIERTO
“Un homenaje a José María no podía ser frívolo”, explica el músico, quien presentará el álbum hoy junto a Margot Palomino, “una exponente del canto popular con fundamento” y la huanuqueña Dolly Príncipe, una intérprete “que cuida mucho su repertorio y es arguediana”.

El guitarrista ha invitado a un grupo de danzantes de tijeras, ya que es una manifestación tradicional muy relacionada al trabajo de campo de Arguedas y a su narrativa. “Es la danza que mejor expresa el temperamento del hombre de los Andes: fuerte, con dinamismo, de atipanacuy. Es una danza única, inclusive muy difícil para los musicólogos transcribirla porque tiene cambios de compases y tonalidades; es una danza complejísima”, recuerda Humala Lema.  


Trabajos y planes
-Humala cuenta con ocho discos de solistas, cuatro como dúo José María Arguedas, con su hermano Walter, y alrededor de 50 en colaboración con otros intérpretes como Amanda Portales, William Luna y Diosdado Gaitán Castro. Como promotor cultural, prepara un segundo encuentro de charanguistas tradicionales. En julio estará en EE UU, luego viajará a Buenos Aires y Santiago de Chile.

PRÓXIMO PROYECTO:
-Este año presentará El Aymorai, un álbum instrumental como guitarra solista, con sus propias composiciones.

-El nombre viene de la fiesta de la abundancia, en mayo, de la cosecha del maíz.

-Incluye contrapuntos con el guitarrista flamenco Ernesto Hermoza con el solista ayacuchano Vicente Mansilla y el puneño Javier Sarria, entre otros.

SEPA MÁS:
Concierto. Hoy, viernes 02, desde las 19:45 horas, en el auditorio de la Derrama Magisterial de Jesús María (cuadra cinco de la avenida Gregorio Escobedo, Jesús María).

Entradas más populares de este blog

35 años sin “Picaflor de los Andes”

Aniversario. Hoy se cumple un año más de la partida del cantor huancaíno Víctor Alberto Gil Mallma. Este cantor mayor de la música andina, falleció en La Oroya en 1975 y reunió a más de 100 mil personas en su sepelio. (Publicado el miércoles 14 de Julio de 2010 en el diario El Peruano)

Escribe: José Vadillo Vila


1. Los últimos días de su vida, “Picaflor de los Andes”" repetía que se iría muy lejos. Que se iba a morir. Dicen que la tristeza lo abrazaba desde que no pudo cantar en Concepción, durante la última gira que realizó y la gente lo pifió pensando que suspendía el espectáculo porque estaba borracho, pero “Picaflor” era un artista abstemio.

Lo habían llamado también el “Genio del Huaytapallana”, en alusión al nevado que bendice a Huancayo y el valle del Mantaro, esas tierras donde había nacido este “huanca hualash” (“hombre huanca”) y a la que cantaba con una voz que no ha sido igualada, según sus seguidores.

Yo soy huancaíno por algo / Conózcanme bien, amigos míos (...) Conózca…

Acto de soledad

Con 75 años de edad y 53 de carrera en las tablas, al actor y director Edgar Guillén le acompañan sus recuerdos. Cuestionarse la existencia y la actuación le permitieron darle fortaleza a los unipersonales, donde dictó cátedra. (*)
Texto y foto: José Vadillo Vila
1. Hace tiempo que Guillén no aparece en las páginas culturales. Estira sus manos huesudas, su amable cara de sonrisa larga; saluda. Se excusa, pero "a estas alturas de mi vida ya he perdido la noción del tiempo; me gusta no estar al día con la fecha", dice. Serán entonces dos o tres años que cerró el ciclo de hacer teatro en su casa, en Pueblo Libre. Fue una larga temporada, llena de aplausos, de obras y personajes, de charlas sobre su quehacer, que inició el 13 de noviembre de 1993. Cuando cerró el telón, sintió la liberación. Entonces empezó a viajar, a presentarse en locales alternativos.           Ahora acaricia a "Misha", la gata egipcia que ronronea y se adormece sobre los muebles de la sala donde aye…

En la piel del policía

El escribidor de este blog participó del primer taller vivencial de la PNP, Yo periodista, tú policía. Se realizó el 21 de noviembre en la Escuela de Oficiales PNP en Chorrillos y, del 22 al 24, en la Escuela Técnica Superior PNP en Mazamari, Junín.

José Vadillo Vila
Foto: cortesía de Luis Gonzáles Taipe
(Publicado en el diario El Peruano el 11 de diciembre de 2007)




El bautizo
-¡Cuerpo a tierra! -gritó "Pacolo", nuestro instructor. Y los estrenados uniformes de campaña se fueron al demonio; a besarse con el barro, las piedras y el polvo.

Nos esperaban 200 metros entre la pista de aterrizaje y la base antisubversiva de la PNP en Mazamari. La voz del instructor resonó de nuevo, "¡¿cómo está esa moral?!" La sección de 23 periodistas debía de rampear respondiendo, con voz fuerte y clara, que "¡Alta, altísima, como el sol y las estrellas. El combatiente no nace, se hace. Lo posible está hecho; lo imposible, lo haremos!".

Cuando uno rampea, y el sol cae sobre tu nuca…